Cultura Cristiana

Fundamentación

En un mundo como el de hoy, donde muchas veces se produce una dicotomía entre fe y razón, como Dirección General de Pastoral y Cultura Cristiana, debemos encarnar el diálogo entre fe y cultura en la vida académica y estudiantil en su trabajo permanente, tanto al interior como exterior de nuestra universidad, EX CORDE ECCLESIAE nos dice, respecto a la universidad católica “Está abierta a toda experiencia humana, pronta al diálogo y a la percepción de cualquier cultura.   La Universidad Católica participa en este proceso ofreciendo la rica experiencia cultural de la Iglesia.  Además, consciente de que la cultura humana está abierta a la Revelación y a la trascendencia, la Universidad Católica es el lugar primario y privilegiado para un fructuoso diálogo entre el Evangelio y la cultura”. (Cita 43)

Como Universidad Católica debemos ser una voz autorizada, es decir, un aporte importante a partir de los valores cristianos para el esclarecimiento y enriquecimiento de la misma cultura.
EX CORDE ECCLESIAE, nos dice: “Deberá darse una especial prioridad al examen y a la evaluación, desde el punto de vista cristiano, de los valores y normas dominantes en la sociedad y en la cultura modernas, y a la responsabilidad de comunicar a la sociedad de hoy aquellos principios éticos y religiosos que dan pleno significado a la vida humana.  Es ésta una ulterior contribución que la Universidad puede dar al desarrollo de aquella auténtica antropología cristiana que tiene su origen en la persona de Cristo, y que permite al dinamismo de la creación y de la redención influir sobre la realidad y sobre la justa solución de los problemas de la vida”. (Cita 33).